Un colchón viscoelástico es una de las mejores opciones a la hora de elegir un producto cómodo y funcional para descansar.

Para comprender qué es un colchón viscoelástico, debemos hablar sobre la viscoelástica, un material desarrollado por la NASA con la intención de aliviar la presión que los tejidos podían llegar a producir en el cuerpo de los astronautas durante el despegue de la nave espacial. Aunque fue utilizado por primera vez en los 60, no fue hasta principios de los 90 cuando los investigadores lograron incorporarlo al uso doméstico, utilizándolo actualmente en el sector textil, del automóvil, de la construcción, del mobiliario (sofás y colchones), del deporte y del ocio.

También la viscoelástica ha hecho su gran aportación en el sector de la salud, ya que se utiliza en productos sanitarios como prótesis y colchones adaptables para personas con dolencias lumbares o cervicales, con zonas corporales inflamadas o delicadas, o para personas que pasan mucho tiempo postradas en la cama y necesiten un equipo de descanso adaptable.

El colchón viscoelástico está considerado uno de los mejores del mercado ya que brinda el máximo confort y se adapta a tu cuerpo y a tu descanso.

¿Cómo elegir un buen colchón viscoelástico?

Con un colchón viscoelástico puedes mantener una postura perfecta, ya que están diseñados para no ejercer presión sobre tu anatomía. Debes tener en cuenta que el colchón viscoelástico debe ser de 10 centímetros más largo que la altura de la persona que va a dormir en él. Nunca elijas un colchón viscoelástico que mida lo mismo que la persona que dormirá en él ya que el cuerpo tiene que reposar en un espacio lo suficientemente amplio para que no sobresalgan los pies.

Nuestra gama de colchones núcleo posee un colchón viscoelástico a medida, para que tu descanso sea lo más placentero posible.

Ten en cuenta también la postura que suelas tener al dormir. Si eres de los que duerme boca arriba o te mueves mucho durmiendo, deberás elegir un colchón viscoelástico de soporte compacto, que sostenga durante largas horas el peso del cuerpo entero; en cambio, si duermes de lado o casi no te mueves por la noche, un colchón viscoelástico algo más blando es el indicado para tu sueño perfecto, ya que con este material, el hombro se hunde perfectamente en el colchón hasta encontrar la mejor posición para tu comodidad.

La elección del colchón viscoelástico también es importante si vas a elegir uno para utilizarlo todas las noches, o para tenerlo en una segunda residencia, casa de playa o cuarto de invitados. Así como tener en cuenta si el colchón viscoelástico debe tener características específicas como para el uso de personas enfermas, que pasarán muchos tiempos acostadas o personas con alergia en la piel. Estas características del colchón viscoelástico seguramente harán que el precio cambie, pero valdrá la pena si el colchón viscoelástico que adquieras tiene la mejor funcionalidad y uso especial que convenga a tu salud.

 

¿Qué cuidados hay que tener con un colchón viscoelástico?

Uno de los factores a tomar en consideración para el buen cuidado de un colchón viscoelástico es la ventilación. Cuando te llega un colchón viscoelástico de Bilox, tanto de la gama de colchón muelles ensacados como de muelles bonnell, lo primero que debes hacer es sacarlo de la bolsa y dejar que se airee durante al menos dos horas. De esta forma, evitas conservar los olores que haya contraído en el proceso de fabricación y en el traslado a tu domicilio. Así mismo, es recomendable que el colchón viscoelástico se airee entre unos 10 a 20 minutos diariamente, quitando la ropa de la cama y abriendo las ventanas del dormitorio, sobre todo en época de calor, que el cuerpo humano transpira y el colchón viscoelástico suele impregnarse de malos olores.

El uso de una funda protectora 100% de algodón, no es más que una forma más de conservar el buen estado del colchón viscoelástico, son ideales para ofrecer una mayor transpiración, comodidad y son de fácil lavado. Esta funda impide el paso del polvo, sudor y líquidos hacia el colchón.

Otra forma de cuidar nuestro colchón viscoelástico es girarlo por lo menos de tres a cuatro veces al año. Si tu colchón viscoelástico tiene utilidad de doble cara, se recomienda darle la vuelta y si solo tiene una cara útil, intercambiar su posición entre el lado de los pies a la cabeza.

A continuación te damos algunas pautas importantes que no favorecen al correcto cuidado de tu colchón viscoelástico: nunca pliegues o dobles tu colchón viscoelástico porque los materiales se dañarán y obtendrás deformaciones. Evita derramar líquidos encima del colchón viscoelástico y procura no humedecerlo durante el proceso de limpieza ni usar productos químicos. No permitas que salten encima del colchón viscoelástico, ya que se causan daños importantes y la base de la cama puede romperse. Evita usar tu colchón viscoelástico como si fuera una tabla de planchar, esto supone correr un riesgo que puede causar quemaduras tanto en el colchón viscoelástico como en la ropa de cama.

 

¿Qué base se recomienda usar para un colchón viscoelástico?

Desde Bilox te recomendamos nuestra base tapizada 3D que es ideal para cualquier tipo de colchón viscoelástico:

  • Estructura fabricada en acero grosor 30 x 30 x 1
  • Cinco travesaños metálicos de refuerzo.
  • Aglomerado de 8 mm.
  • Polietileno expandido por toda la tapa.
  • Preparada para 7 patas redondas, a partir de 135
  • Tapizada en 3D

¿Cuándo cambiar un colchón viscoelástico?

El primer factor a tomar en cuenta es que un colchón viscoelástico se cambia cada 10 años, el material depende mucho de la comodidad que ofrezca el colchón y de la calidad del tiempo de uso, aunque normalmente la vida de un colchón viscoelástico no dura menos de lo antes indicado.

Sin embargo hay detalles que nos ayudan a saber si ya es tiempo de cambiar nuestro colchón viscoelástico, incluso duramente los 10 años de uso. Uno de ellos es identificar lo que llamamos “el mal sueño”, tomar en cuenta si despertamos con dolores, tanto de cuello como de espalda, ya que eso será un indicador importante para comprar un mejor colchón viscoelástico. Ese mal sueño también puede provenir de los ruidos que vengan del colchón, ruidos que identifiquemos que no vengan de la base de la cama o la estructura de la misma, si es así, ya es tiempo también de cambiar ese colchón viscoelástico.

Otro factor determinante para el cambio de un colchón viscoelástico es la suavidad de su superficie, hay que comprobar que todo el colchón tenga una textura homogénea. Así mismo verificar si la superficie está suelta o arrugada ya que un colchón viscoelástico en buen estado debe tener textura lisa y suave.

¿Quieres ver nuestro colchón Bilox Gel? Haz clic aquí.